Seguidores

lunes, 2 de septiembre de 2013

Muchos kilómetros

Este fin de semana se acercó hasta nuestra zona de pesca el amigo Mikel (Bricoypesca.com).
Las condiciones no eran nada buenas, pero él se animó de todas formas.
A las 6:30 am del sábado llegué al punto de encuentro. Allí estaba Miguel, ultimando los preparativos, junto a Micael y César.
Poco después llegó Jorge
El último de la expedición no daba llegado, así que lo llamamos. Esteban se había quedado dormido, así que lo esperamos y cuando ya estuvimos todos, pusimos rumbo al lugar elegido.
 Después de preparar todo, descendimos hacia el pedrero por una zona que se había quemado a causa de un incendio. La vista era desoladora, pero es una lacra con la que convivimos cada verano.
Una vez junto al agua, los señuelos comenzaron a trabajar. Vinilos, minnows y paseantes fueron los elegidos para la ocasión.
Jorge fue el primero en tocar escama, con un Black Minnow.
Se trataba de una joven lubina, pero supo a gloria, porque la situación no era nada buena.
 Nos fuimos moviendo por una amplia franja de costa a ver si salía alguna pieza más.
Con el inicio de la subida de la marea, era posible que se animase la cosa.
 Los minutos pasaban y las lubinas no daban la cara. Ya se planteaba la retirada, pero al final decidimos continuar.
 La salida del sol en un cielo despejado, anunciaba otro día de calor.
 Con el astro rey sobre nuestras cabezas y un calor bastante molesto, decidimos concluir la jornada matinal.
Salimos del pedrero rumbo a los coches, para luego irnos a un bar cercano a tomar algo para calmar la sed.
 Como Miguel había hecho muchos kilómetros hasta aquí, decidí quedarme a comer con él, para que se le hiciera el día más llevadero.
Lo llevé a un lugar que sabía que le gustaría: Casa Paco, en Torroña (Oia).
Las vistas son espectaculares, mientras se asciende la montaña con el coche, pero las vistas que más merecen la pena, son las de los platos que íbamos a degustar.
Tuvimos suerte, porque no habíamos hecho reserva y normalmente este lugar está a rebosar.
En poco tiempo ya pudimos empezar a comer: Empanada de xouba, zorza de potro (sublime), fideos con mejillones y pulpo, cabrito asado, tarta helada, filloas rellenas de crema y sandía. Para finalizar, café y chupitos.
He de decir que la atención como siempre es de sobresaliente, al igual que los platos que ofrecen y además tuvieron un par de detalles con nosotros.
(Por si os habéis dado cuenta en la foto ... siiiii, he pedido dos postres ¿Qué pasa? jejeje)
 Con los estómagos muy contentos, paramos en un área recreativa para descansar la comida y reponernos del madrugón.
Al atardecer, nos fuimos a un lugar cercano, que era de lo poco que ofrecía una rompiente.
Mikel tuvo un toque al poco tiempo de comenzar, pero se quedó en eso.
Con la noche encima salimos del pedrero y pusimos rumbo a una playa en la que Miguel intentaría engañar a algún pez.
------------------------------------------------------
Al día siguiente, me fui con Rubén al encuentro de Miguel y Jorge, que habían madrugado para estar en el pedrero a primera hora.
 No habían tenido suerte, así que les propuse ir a otro lugar. 
Antes paramos para que Marcos se uniera al grupo. Este había capturado dos abadejos y se le había soltado una buena pieza a primera hora, aunque la actividad cesó al amanecer.
 En vista de que ya había un par de pescadores en el puntal que queríamos pescar, fuimos lanzando hacia una ensenada cercana.
 Jorge se empeñaba en "tocar escama" y terminó por "tocar pluma". La de una gaviota que se había quedado enganchada del bajo de fluorocarbono.
Rubén capturó un abadejo con un pez artificial, mientras los demás seguíamos intentándolo.
Poco antes de finalizar la jornada, tuve varios ataques en superficie, pero no conseguía clavar pez alguno.
Al final fue Mikel el que estrenó su cuenta con una aguja, que se fue de vuelta al agua.
De allí nos fuimos a cambiar y luego al bar a reponer fuerzas. Marcos tuvo que ausentarse, por lo que no nos acompañó.
En una terraza con vistas al mar, tuvimos una larga charla de pesca, que amenizó notablemente la mala jornada.
Y cuando llegó el momento de la despedida, sólo quedaba desearle un buen viaje de vuelta y que la próxima vez que venga, lo haga con mejores condiciones.

Aprovecho para comentar que en la revista Federpesca Mar del mes de septiembre, hay un interesante artículo sobre la fabricación de vinilos y del que Miguel es protagonista.

20 comentarios:

  1. kms y kms ... Ese si que es un titulo !! y no .... Robalos y mas Robalos !! jajajaja Tendremos que esperar otra ocasion mejor, para algo asi. Lo que si me queda meridiano, es que pescar no pescaremos, pero ... q bien nos lo pasamossss .. y si no que se lo pregunten a Marcos ... y al congrio de peluche.
    Hay que repetir .... y ya sabemos donde vamos a comer ehh ? un abrazo para ti, Jorge, y el resto de compañeros !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El título de los robalos lo dejamos para más adelante.
      El congrio de peluche fue la bomba. Me faltó la foto de rigor con el ejemplar jejeje.
      A ver si en breve organizamos otra, ya sea para pescar o comer.

      Saludos

      Eliminar
  2. Pescar,pescar, poco, pero comer...Os pusisteis como el mismísimo Quico!!!
    Josiño, la Gula es un pecado capital, jajajajaja.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Qué mejor manera para sobrellevar un bolo, que con una comida de campeonato?
      La gula, pensé que era un producto elaborado a base de harina de pescado, con apariencia de angula.
      El pecado capital sería no comer aquellos manjares jejeje.

      Saludos

      Eliminar
  3. La jornada no sería muy fructífera, pero sólo el relato de la comida me ha abierto el apetito. Casi me dan ganas de acompañarte en una de tus jornadas... pero gastronómicas, ja, ja ja... Que te aseguro que me gustan. ¡Y mucho!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues vente para acá, que en Galicia si algo sobra, es la variedad.

      Saludos

      Eliminar
  4. AUPA JOSE

    En primer lugar,felicitarte por tu cumple...ZORIONAK como decimos por aquí,en segundo lugar,pedirte disculpas por hacerlo tan tarde socio,espero que me perdones...

    En cuanto a tus jornadas pesquiles,aunque yo más bien las llamaría gastronómicas jejeje,decirte que me alegro de que disfrutes tanto,te mueves por cantidad de zonas tanto de costa como de interior a cada cual más bella y en todas ellas haces muchos amigos...siempre es un placer ver tus entradas.

    Eso sí,me tienes un poco preocupado....2 postres solo????? estas inapetente???? no te habrás puesto a dieta no???? jajaja

    UN ABRAZOTE FIERAGOLOSONCRAK

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que te perdono, pero si ves a alguien rondando tu casa con una escopeta en la mano, no te preocupes jejeje.
      La pesca para mí es algo más que sacar peces y si no fuera por los amigos que tienen esa misma pasión, quizás hubiera dejado la pesca hace tiempo.
      Lo de los postres fue condicionado porque era Mikel el que pagaba y no era cuestión de que le tocara lavar los platos jajaja.

      Saludos

      Eliminar
  5. Y digo yo Jose,a ti vale mas comprarte una tenryu que invitarte a,¿un postre?jeje.
    Al menos lo pasasteis bien que es lo mas importante,una pena que haciendo kilómetros y después de dos días no salga algo decente,pero esto es así,no hay nada escrito ni seguro.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con lo caras que están las Tenryu, al final saldría barata. Pero a base de mucho invitar jejeje.
      La pesca a veces es difícil, pero cuando llegan los triunfos, eso se olvida.

      Saludos

      Eliminar
  6. que tal jose!!!
    ha estado genial...pena que no saliera alguna pero que se le va hacer..lo pasamos bien que es de lo que se trata,lo unico que me quedo pena fue de no poder acompañaros en la comida..pa la prosima voi jejeje
    un placer como siempre compartir jornada con buena gente....
    un saludo fiera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo pasamos de miedo y tuvimos buenas tertulias. Ahora sólo queda que en una próxima, acompañen las capturas.

      Saludos

      Eliminar
  7. Bonita jornada con los amigos, y por lo menos visteis algo, a ver si viene tiempos mejores para todos en la pesca, un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miramos algo pero no era lo que buscábamos jejeje. A ver si en la próxima.

      Saludos

      Eliminar
  8. Que bien lo pasáis José, el año que viene me llevare mi equipo de spinning y me dais unas clases que falta me hace jejeje, por cierto vaya mes de Agosto que tuvimos este año por el sur de Galicia. Un saludo desde Cadiz

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues es una buena idea. El spinning no requiere tanta preparación como el surfcasting y puede proporcionar grandes satisfacciones.

      Saludos

      Eliminar
  9. Bonita jornada entre amigos, no todo es sacar pescado, la pasada por el restaurante compensa sobradamente no???

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La comida hizo que nos olvidáramos de la pesca. Así que ya vendrán más días para seguir intentándolo.

      Saludos

      Eliminar
  10. Buena compañía y buena comida, dos días que disfrutaste a lo grande.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda. Es una pena que Mikel no tuviera el premio justo a su esfuerzo, pero la pesca es así.

      Saludos

      Eliminar