Seguidores

domingo, 25 de octubre de 2015

Antes del letargo

Este año me he despistado con algunas especies a las que le tengo que agradecer jornadas memorables. Y puesto que este año el bass se quedó de lado, hoy me decidí a volver a probar fortuna con su pesca. Pensé que las temperaturas aún podían hacer que estos estuvieran a tiro de caña, así que me fui hasta el embalse.
 Este presentaba un nivel bastante bajo, lo cual facilitaba la movilidad a lo largo de la orilla.
Y al mismo tiempo, los peces estarían más juntos jejeje.
 Al poco rato de comenzar la jornada, el sol quedó oculto tras las nubes, lo cual no me ayudaba a la hora de localizar los peces, pero alguno pude observar cerca de la orilla.
 Mi primera opción fue el vinilo sin lastrar y no tardó en dar sus frutos. 
La pena fue que no divisé basses grandes a tiro de caña.
 El equipo ultraligero me hizo disfrutar de estos y otros peques que fui clavando.
Algunos se mostraban tan recelosos que no había opción a engañarlos.
 Con el paso de los minutos localicé dos buenos ejemplares, pero ambos pasaron olímpicamente de mis señuelos. 
Probé un rato con un señuelo duro y luego usé un cangrejo de vinilo con un pequeño jig.
 Algunos atacaban al cangrejo, pero no quedaron prendidos.
Tras llegar al antiguo cauce de un arroyo, volví sobre mis pasos haciendo algunos lances más, pero sin fortuna.
La nota positiva del nivel del embalse, es que permite ver todos los obstáculos que la mayor parte del año permanecen ocultos, facilitando así la localización de las estructuras que los basses utilizan en otras épocas.
Así que ahora ya estaré más preparado para el año próximo.

16 comentarios:

  1. Bonita jornada y mas bonito ese enbalse ,para futuras prospecciones ya tienes las estructuras marcadas.
    Enhorabuena por las capturas, que con el light son una delicia .
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es importante conocer esas estructuras. Tú lo sabes bien.

      Saludos

      Eliminar
  2. Guapa la entrada con los bases se goza mucho con equipos acordes a su tamaño. Precioso paisaje para pasar una jornada de pesca!!

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada vez disfruto más con los equipos ligeros. Es todo un acierto.

      Saludos

      Eliminar
  3. Buena salida para gozar del entorno y los basses... a por más ¡¡
    Un saludo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me vino bien para estirar las piernas y para tocar escama jejeje.

      Saludos

      Eliminar
  4. tienes razón con las aguas bajas podemos evitar más enredos,la pesca del bass me encanta y aunque las capturas fueran peques tocaste escama y disfrutaste,un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una manera de verlo.
      Los peques a veces también son entretenidos.

      Saludos

      Eliminar
  5. Buen rato el que pasaste Josiño, ahora ya no tienes excusa para dejar señuelos enganchados ;)

    saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, en las rocas del fondo también se engancha, pero en las ramas de los árboles, no jejeje.

      Saludos

      Eliminar
  6. Buena jornada Josiño!!! Los grandes en el norte se dejan ver poco, para sacar uno bueno se las ve uno y se las desea, en cambio en el sur salen a patadas, las aguas frías se notan y nos tenemos que conformar con peces mas pequeños pero igualmente de divertidos.
    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aquí las aguas ya animan a los basses a ralentizar su actividad.
      Eso sí, con el equipo ligerito, no hay problema jejeje.

      Saludos

      Eliminar
  7. hay q aprovechar lo q se pueda aunque salgan pequeños...un saludo Jose

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues básicamente porque los gordos no están muy por la labor.

      Saludos

      Eliminar
  8. Respuestas
    1. Muchas gracias, por este año creo que los basses quedan aparcados.

      Saludos

      Eliminar