Seguidores

lunes, 16 de agosto de 2010

Un asturiano por las rías baixas

Aprovechando que Efrén estaba de vacaciones e iba a visitar la zona sur de Pontevedra, le propuse pasar una jornada de pesca a spinning por la costa.
( La jornada narrada por Efrén )
Después del saludo le sugerí a Efrén que fuéramos directamente a la zona que íbamos a pescar, pues el tiempo apremiaba.Una vez en la zona de pesca comenzamos a prospectar los lugares más prometedores con nuestros señuelos.
Y desde una roca solitaria salió la primera captura de la jornada. Se trataba de una lubineta a la que le pareció apetecible el minnow que le ofrecí.Y a continuación clavé un abadejo, que por supuesto no se acerca al tamaño a los que Efrén está acostumbrado a sacar en sus jornadas de pesca, jejeje.
Pero sirvió para animarnos en los primeros compases de la jornada.Y la casualidad quiso que la primera pieza de mi compañero también fuera un abadejo.
El objetivo inicial estaba cumplido, pues ambos habíamos tocado escama.
Intentamos acceder a una buena roca para hacer unos lances, pero nos fue imposible.Cambiamos de zona y lo intentamos con paseantes en lugares más someros. El mar estaba demasiado calmo, pero lo fuimos intentado a medida que nos desplazábamos por las rocas.Las agujas aparecieron por la zona y tanto Efrén como yo clavamos una. Las violentas sacudidas hacen difícil el desanzuelado de la pieza, pero por norma general suele procederse a su liberación sin problemas.Un contratiempo con el multifilamento, hizo que Efrén perdiese su señuelo, pero la vistosidad de este me permitió poder recuperarlo, antes de que fuese demasiado tarde.
Y esto fue posible gracias a las múltiples jornadas de pesca en el río que llevo a mis espaldas, pues se trataba de hacer lances de bastante precisión, para que los señuelos se enganchasen entre si.Cuando llegamos a una ensenada, pudimos observar a un pequeño grupo de submarinistas que estaban comenzando su jornada de pesca.
No son buenos aliados de pesca, por lo que nos retiramos definitivamente.

Por mi parte decir que ha sido un placer compartir unas horas de pesca con una persona muy maja y con una visión de la pesca como la que yo tengo.
Ha sido un placer Efrén.

3 comentarios:

  1. Hola Jose, la verdad que me lo pasé muy bien por esas tierras y conocí lugares preciosos para la pesca. Seguro que otra vez tendremos más suerte con las capturas y si no pues pasaremos otro rato agradable charlando e intercambiando impresiones. Hasta pronto compañero!!

    ResponderEliminar
  2. Muy buenas amigos, me da a mi que no dejís de sacar peces, unas veces más y otras menos(las menos), y si no pican se tira un paseante por ahí y va jose y lo engancha jaja. Bueno, espero que siga la racha y que sigáis ilustrando de esa manera tan original vuestras salidas de pesca.
    un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Hno. de los anzuelos, Jose:
    Muy bueno.
    Me alegrto hayas comapartido con alguien que sintoniza la misma frecuencia. ¡¡Grandes los dos!!.
    Imagino la alegría de ambos cuando recuperaron el señuelo perdido por unos minutos.
    ¡¡Felicitaciones!!.
    Un abrazo y,...
    Un afectuoso sapukay.-

    ResponderEliminar