Seguidores

jueves, 17 de julio de 2014

Un alumno motivado

Hace unos días Esteban me comentaba que quería ir a los basses, sin embargo el día ventoso no me animaba demasiado. Por ello le sugerí que viniera a pescar truchas con José Antonio y conmigo. Este aceptó la propuesta, así que nos fuimos a un escenario que califico de complicado, por la dificultad de algunos lances y porque las truchas son altamente asustadizas.
 Tras montar los equipos, José Antonio le explicó a Esteban el lance de ballesta. Yo hice lo propio con el lance de péndulo. Finalmente, nuestro invitado optó por el primero.
A continuación, unas nociones básicas de dónde se debe lanzar, cómo hacer evolucionar el señuelo correctamente y cómo presentar los señuelos en distintas zonas.
 Lo cierto es que me dediqué más a controlar a Esteban que a la pesca en sí, pues estaba seguro que si capturaba una trucha aquí, se llevaría un gran recuerdo.
Alguna picada tuvo, pero como le dije, las truchas aquí juegan en otra división.
 Las corrientes podían dar alguna alegría, pero las truchas aquí son extremadamente bravas. Si a esto le sumamos que los señuelos tenían un sólo anzuelo y sin muerte, pues añadimos un plus de dificultad, por lo que llevarse una trucha a la mano es todo un reto.
 Agazapado y ejecutando los lances cada vez con más soltura, Esteban fue aumentando sus posibilidades.
Hubo que probar con otros colores en los señuelos, si bien los resultados fueron los mismos.
 Cuando ya estábamos cerca de la mitad del recorrido, opté por tratar de hacerme con alguna pintona.
Y tuve suerte en esta empresa, ya que la que picó se defendió con grandes saltos, descolgándose río abajo.
Era una truchita, que por otro lado, son las más bellas.
Tras la foto, volvió a su medio, para proseguir con la jornada.
 
 Pudimos observar algunos insectos por las inmediaciones, por lo que le comenté a José Antonio que debía probar suerte con un aparejo de moscas.
Las aguas claras dificultaban el ejercicio de la pesca, aunque eran un gozo para los sentidos.
Finalizamos la jornada con la certeza de que Esteban había quedado maravillado por el entorno y la técnica, pues el lance a ballesta le valdrá para un montón de situaciones en las que otros tipos de lance más comunes no tienen cabida.
!!Ahora a seguir practicando, compañero¡¡

              

10 comentarios:

  1. Precioso río Jose, y quizá como dices un poco complejo para un novel en esa materia, pero con un entorno así, todo lo demás es circunstancial. Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo cierto es que le comenté que si pescaba en este río, lo haría en cualquier otro de similar tamaño, porque considero que este es un río difícil por sus moradoras.

      Saludos

      Eliminar
  2. Fue un día excepcional, las picadas fueron lo de menos, aunque deseaba poder sacar alguna, al final como viste en mi ultima entrada logre en el regato de mi aldea, muchísimas gracias por las lecciones, tenemos que repetir, un saludo y abrazo meu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El éxito radicará en seguir practicando y pescando en distintos escenarios.

      Enhorabuena.

      Eliminar
  3. Que pasada de río, todo lo que tiene de hermoso lo tiene de complicado, yo me imagino dejando moscas por todas esas trampas que tiene jeje y las truchas ahí tienen que ser bravas de narices

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene zonas para pescar a mosca, aunque mejor caña de 6 pies para lanzar en casi todos los sitios. Las truchas aquí son bravas y lo siguiente, créeme jejeje.

      Saludos

      Eliminar
  4. Hno. de los anzuelos, Jose:
    Qué bonito entorno natural, donde (a través de la cámara) me sentí caminando allí.
    Que sigan tus aventuras.
    Desde la Provincia de Corrientes, Argentina,
    Un abrazo guaraní, y...
    Un afectuoso sapukái.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo bueno de las cámaras de aventura. Uno parece caminar en primera persona.

      Saludos

      Eliminar
  5. Enhorabuena por esa jornada compartida, seguro que Esteban puso mucha atención en tus consejos, no es fácil pescar en estos escenarios, el río precioso, menudas puestas tiene para la mosca, seguro que son mortales.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. En este escenario, hay que prestar atención a muchas cosas y aún así no será fácil. Y para mosca hay zonas excelentes, que tendré que visitar.

      Saludos

      Eliminar